EDUCACIÓN


 
LA ESENCIA DIVINA COMO ÚNICA ESENCIA DEL SER

La Partícula Primordial del Universo es una sola: el protón. La disfuncionalidad de los protones afectados por el bólido de energía protónica que da origen a una galaxia transforma el protón en antiprotón. El protón es la partícula divina y no hay otra. Su energía positiva es la única existente en todo el Universo Infinito y Eterno. En el Universo no se encuentra presente otra partícula ni otra energía; ES UNA SOLA. Es lo que llamamos Dios, Nuestro Padre, El Gran Arquitecto del Universo, que ES UNO y ÉL MISMO. Todos los seres SOMOS ÉL porque estamos constituidos en esencia por protones que han asistido a los antiprotones que llevan a dar consistencia al ser en una relación binaria, siendo los protones su esencia. La esencia y su mensaje implícito es lo que también llamamos EL VERBO, LA PALABRA, ÉL y AL. También lo llamamos AMOR.


EDUCACION

“…El educador es también un artista; él re-hace el mundo, él re-dibuja el mundo, re-pinta el mundo, re-canta el mundo, re-danza el mundo.”  Pablo Freire.
Se ha perdido el humanismo y se ha involucionado; se ha desvinculado la Educación de la filosofía y, más todavía, de la filoteosofía.

Se nos ha privado del acceso al análisis de las bases filosóficas que sustentan la democracia y la Educación, entre otras cosas.
Se han degenerado los lineamientos humanistas cristianos, el verdadero humanismo cristiano, no el humanismo que trata del hombre mirándose el ombligo, o sea, mirando su propia humanidad, lo que provoca que el hombre quede en un estado inerte.

La expresión “una verdad, pero muchos caminos” algunos la interpretan como “tantas verdades como hombres hay en el planeta, pero una sola verdad” (¿?), lo que es incongruente. Para llegar a la Verdad no hay una sola línea como camino, sino que hay flexibilidad y no rigidez a la hora de elegir cómo alcanzarla. Que no se confunda flexibilidad con permisividad, pero sí con transigencia, sobretodo cuando se trata de guiar a niños y adolescentes, y siempre que se tenga presente que en forma espiritual, a la vez, estamos siendo guiados por un Espíritu Superior.

Gran parte de los jóvenes de hoy están viviendo un despertar de conciencia.
Muchos adultos están involucionando y esto hace más grande la brecha generacional.

Lo que llamamos desarrollo del conocimiento no es más que una acumulación de datos que no se saben aplicar a la hora en que es necesaria una evolución del pensamiento, un ampliar la conciencia. Entonces, el verdadero “vertiginoso desarrollo del conocimiento” sería realmente de una minoría.

Se vive con los pies en un mundo aparente en el que los egos, las apariencias y los miedos mandan.

En los establecimientos de educación superior se está desvirtuando la educación. Entonces, ¿qué calidad habrá en el servicio prestado por los profesionales egresados?

Los jóvenes de hoy son liberales y se resisten al sometimiento a los convencionalismos sociales.
Los padres debemos ser sus guías y no sus opresores.

Los jóvenes de hoy persiguen liberarse. El efecto que esto produce en algunos profesores es que se aferren a medidas disciplinarias retrógradas para imponer su punto de vista. Los jóvenes contraatacan y tratan de hacer respetar su propia perspectiva.

A los jóvenes de clase media se les pone trabas en el camino al acceso a la Educación Superior, pues desde ahí egresarían como entes intelectuales y concientes de sus capacidades de desarrollo y de sus derechos, con voz propia para reclamar por los atropellos a su dignidad.

La palabra escrita tiene completo poder de transmisión del mensaje. Por esto, se debe incentivar la lectura que difunda el amor verdadero.
El amor al dinero, que viene de la codicia, es la energía del amor canalizada de manera errónea.

La educación tradicional es castradora de los educadores y educandos con talento para innovar. Es como tener una autopista con varias vías y utilizar restringidamente sólo la de la derecha.
El vehículo que va adelante no deja adelantar a ninguno de los que van atrás. Eso pasa cuando en un establecimiento educacional la dirección impone un sistema tradicional de formación de los alumnos; frena cualquier intento del profesor o alumno que quiera romper los esquemas. Con esto, se transgrede la libertad de los otros de elegir una vía distinta para avanzar en el conocimiento y crecimiento real del individuo.

Cuando el profesor tradicionalista o conservador coarta al alumno que se atreve a confrontarlo con una fundamentación distinta trae como consecuencia una censura o una anotación negativa en el libro de clases. El alumno queda “chato” con el sistema y comienza a evadir las clases.

Hay que cancelar el actual sistema de educación. De lo contrario, no habrá una reforma educacional real, sino que se dará vueltas en torno al reformismo.

Entre las soluciones está la reforma al sistema actual de educación, comenzando por la arquitectura de las aulas y las estrategias educacionales.

El que gobierna un país tiene que apoyar la creación de colegios innovadores no convencionales centrados en la persona y no en el lucro.

Tenemos que pasar del verbalismo a la internalización de conceptos y valores sublimes.

Los momentos de regaloneo de los niños hoy son pocos si sus padres trabajan. Entonces, sienten la diferencia, ellos viven la adversidad.
Seamos cariñosos con nuestros hijos o alumnos para que sepan lo que es bueno. Hay que abrir más salas cunas y jardines infantiles en los que se aplique la Ley del Amor.

La comunidad del consejo de asesores debe tener permanencia en la historia educacional. Los miembros de este consejo deben acompañar en la evolución del hombre. Esta evolución no tiene vuelta atrás.

La relación profesor-alumno tiene que ser de apoyo en el aspecto humano, emocional, afectivo y espiritual.

Debemos realizar más actividades en contacto con el entorno natural.


Actividades deportivas recreativas en los alrededores del barrio.


Después del partido... ¡Vamos al río!

Todos los alumnos juntos posan para la foto.


Los gobernantes del pueblo tienen que hacerse cargo de los baches en la educación de los padres. Así, los directores de los establecimientos educacionales y los profesores no responsabilizarían a la familia del alumno de la improductividad del niño o joven.
Los profesores y directores se escudan en: “es que lo malo radica en la familia del alumno”, y ante esto se lavan las manos en vez de enfatizar en la transversalidad de los objetivos.

La cobertura en educación debe aumentar con respecto al número de alumnos a nivel nacional, no de un curso determinado.
La cobertura a nivel de curso debe disminuir a un máximo de doce alumnos para que el proceso sea óptimo.
Para lograr lo anterior, se deben destinar más recursos económicos  a la construcción de más establecimientos educacionales.

Es necesario cambiar la hora de ingreso en la mañana para los alumnos adolescentes respetando así su natural tendencia a levantarse más tarde que los adultos y los niños pequeños. Hay que retrasarla en más de una hora. En ese lapso los profesores podrían realizar meditación y/o talleres de terapia alternativa para liberar endorfinas y así poder enfrentar con óptima actitud la jornada laboral, que con la cobertura actual por curso es extremadamente estresante.

Hay que abolir el vestuario que institucionaliza al escolar. Dejemos que asistan al colegio con el vestuario que ellos elijan.
Los adolescentes, al vestirse libremente, también van camino al amor verdadero desde la libertad de elección de su ropa.

¿Cómo se pretende mostrar el mundo a los niños y jóvenes encerrados entre cuatro paredes sólo con mesas, sillas y un pizarrón?





Alumnos del Taller de Gimnasia en prácticas al aire libre.



Los alumnos desarrollan sus habilidades deportivas con un sentido afectuoso y fraternal.

Los jóvenes no pueden ver a través de nuestra mirada.

Agente de cambio: Interventor.
Vamos a intervenir el sistema y a mostrar a nuestros hijos un mundo mejor. Vamos a instarlos a que participen de él y que luego lo intervengan también, al igual que nosotros.

Tenemos que entender a los jóvenes que, queriendo estar en una posición confrontacional, rompen barreras entrando en lo prohibido por la estructura social.

Dejemos que los jóvenes edifiquen sus propias estructuras, una distintas de otras, pero fabricadas con la misma materia prima que los adultos les entreguemos y dejándole a Dios que les dé sabiduría, sentido de la justicia, prudencia y, sobre todo, amor para que lo edificado sea bueno y no se derrumbe hasta quedar en ruinas.

Los jóvenes desechan el molde que impone “la sociedad” con un “ni ahí”.

La preparación teórica y práctica de los niños y jóvenes no se debe dejar exclusivamente a los establecimientos educacionales. Si éstos continúan basándose en modelos convencionales no tendrán repercusión en los educandos de hoy. Al tratarse de pautas adecuadas a las necesidades propias de generaciones pasadas, no harán eco en los educandos que han sido instruidos informalmente.
Paralelamente a lo anterior, se espera que cuando jóvenes se comporten como adultos para que estén listos a ser lanzados al mundo laboral.

Darle libertad al espíritu es un buen comienzo en la Educación.

Laguna de la Plata.
Laguna Añil.
Trekking a la Laguna de la Plata. VIII Región.



 Hay una incongruencia entre el producto logrado y el que se quiere obtener, por la aplicación de medidas represoras impuestas por un mundo de adultos, a veces con un criterio retrógrado, con métodos tradicionales que no logran comunicar a los jóvenes lo que se pretende, creando una barrera cada vez más infranqueable.

No se le permite al joven ir modelando su propio paso; se le quita libertad de elegir el camino según sus intereses para llegar al conocimiento de fondo, como verdadero conocimiento.

Taller de Fotografía: Paseo al Parque de Lota



Taller de Fotografía: fotografía tomada por una alumna en el paseo al sector de Las Trancas, Chillán. 


Debemos evitar el censurar el lenguaje con que se comunican los jóvenes; el lenguaje es libre y tenemos que aprender a interpretarlo.

Tenemos que romper con los convencionalismos y con la mentalidad social estructurada; tenemos que ser progresistas; estar abiertos al cambio, a evolucionar junto con el hombre.

Al cuerpo docente hay que formarlo, no tan sólo evaluarlo.
La re-formación de los docentes y demás profesionales de todas las áreas, tal vez, comience después del 2012, luego del terremoto social, económico, cultural y psicológico que ocasionarán los gobiernos imperantes.

En lo referente a la capacitación para el desarrollo comunitario y la superación de la pobreza, no basta con que un asesor o monitor muestre una técnica determinada. Lo importante de la capacitación debería fundamentarse en producir en ellos la capacidad de realizar sus actividades en conjunto o en equipo, organizarse, gestionar, coordinar los esfuerzos, evaluar, manejar la contabilidad, todo en vías de lograr el bien común. Es más: habría que comenzar por impulsar previamente el crecimiento interior de cada persona.

La educación pura y cosmovisionaria de algunos pueblos indígenas hace un sabio, pues no está contaminada con la religiosidad que trajeron los españoles a América.
La verdadera EDUCACION es el traspaso de la cosmovisión de generación en generación.

La Educación recae en los gobernantes de cada país.

El hombre sin una educación integral, observa desde su interior y a través de la razón un mundo externo que se le hace hostil. Por esto, siente inclinación por dominar el medio con la codicia o la violencia para que, según su forma de ver las cosas, el medio externo no lo aniquile a él.

Si tenemos una educación de mala calidad tendremos más codicia  (enriquecimiento de los ricos y consumismo en los pobres) y más violencia. Si sumamos codicia y violencia resulta ser la delincuencia…, la corrupción.

Algunos niños ricos que viven en un ambiente de poder mal ejercido han aprendido a usurpar los bienes de otros porque la “sociedad” les enseña que detrás de las riquezas y el poder se oculta la impunidad.

Para que el gobierno llegue a cumplir los objetivos que favorecen al pueblo no debe dar lugar a tanto parlamentismo y sí a más fiscalización y, por sobre todo, Educación.

Cuando hablamos de paz, de justicia, de equidad e igualdad, de armonía y equilibrio y de libertad, estamos hablando de lo mismo, estamos hablando del AMOR. Si el hombre traspasa estos preceptos divinos de generación en generación, entonces, realmente está EDUCANDO. O sea, está instruyendo para formar hijos de Dios y no para formar hijos de la corrupción.
En forma natural, el pueblo busca salir del oscurantismo (que está demasiado añejo y polvoriento) y reclama el derecho a la Educación que contiene todas aquellas prácticas que contemplan la Ley del Amor.
En la Educación para la Paz se debe incorporar en la educación pública la práctica de todo tipo de arte, de deportes recreativos y de meditación trascendental, Raja Yoga y meditación en movimiento, Tai Chi, varios tipos de Yoga y otras arteterapias.

No es adecuado el término “verdades”, porque la Verdad es una sola; es Única y Absoluta.

Educación es la transmisión de la Verdad; la Educación es la vida misma.    

ORIA
  

Todos los derechos reservados.  
Copyright: Standard Copyright License


____________________________________________________________________________________________________________________________________________