FOTOPOEMAS






ISBN    978-1-257-04607-2
Copyright: Standard Copyright License












PARA  TI
Que el amor te dé esperanza en medio de tu tristeza
Que el amor te consuele en tus momentos de dolor
Que el amor te enamore para que no sientas la soledad
Que el amor te levante cuando tu ánimo decaiga
Que el amor te sostenga para que no te derrumbes
Que el amor te ilumine para salir de la oscuridad
Que te haga mirar los tiempos que se aproximan con alegría
Que te haga sentir la libertad
Porque el amor hacia ti es lo que Dios me dio
Lo que me mueve en la vida
Y es tuyo para cuando lo quieras tomar
Porque el amor es por ti y para ti. ORIA.


BELLEZA
La vida es bella.
Quisiera que pudieras ver
la belleza de la vida. ORIA.


EL OTRO LADO DE LA LUNA
¿Insistes en querer encontrar la plenitud
en conjeturas banales?
Mira los ciervos en las praderas
que no se disputan la hierba fresca.
Mira las gotas de lluvia
que no pretenden ser el mar.
Encuentra el tesoro escondido
que tienes en tu interior
y podrás sacar a la luz
el otro lado de la luna. ORIA.


ECLIPSE
Eres un sol,
un sol eclipsado
que pronto asomará
formando un diamante
y vas a mostrar tu luz
en todo su esplendor. ORIA.


ESPEJO
Me miro en el espejo,
te veo en mi reflejo.
Yo soy tú.
Tú eres yo. ORIA.


ANTUMALAL
Le rindo pleitesía al amor puro
en un fugaz encuentro con el éxtasis
y entonces tú me muestras tu Naturaleza,
exquisita esencia del cosmos,
raudales de maravillas,
que sostiene todo por sí misma y sin ella nada es.
Eres el sol y la luna
con la relatividad de las partes
en la dualidad de sus estructuras binarias.
Despejas la bruma
que oculta la montaña más alta
y revelas tu sierpe divina
con sus vetas de oro y plata.
Eres la plata y el oro,
la luna y el sol.
Eres la eternidad infinita… 
Eres Dios. ORIA.


PATRIA
Mi patria no tiene que ver
con una bandera
ni con fronteras
ni con milicia
ni con armas
ni con guerras.
Mi patria tiene que ver
con el mar y el agua
con la montaña y su fuego
con el valle y con el viento
con la libertad del cielo;
tiene que ver con Dios. ORIA.


MENSAJE DE PAZ
Jesús es mi sello
y reconozco en las veredas
a otros sellados
que reparten sonrisas
e irradian paz.
Cruzamos las miradas,
nos sonreímos,
vivimos de verdad
y gritamos en silencio
¡Libertad!...  ORIA.


HAY QUE DEJAR FLUIR EL AMOR
No estás dispuesto a dar,
así no puedes recibir.
¿Cuáles son tus miedos?
Pregúntale a tu interior
y sabrás quién soy
y también sabrás quién eres.
Para que un vaso
se llene de agua,
antes tiene que vaciar
la que ha contenido. ORIA.


EL HOMBRE EN LA BURBUJA
Siempre estoy ahí cuando me requieres
una vez a lo lejos,
lejos, muy lejos,
en tu afán egoísta de hacerlo todo
según tu propia medida.
No tengo interés de entrar a buscarte
en tu mundo oscuro del que tienes que salir
por tu propio esfuerzo
mientras que yo sólo puedo
retener una esperanza
en el lado de la luz.
Sal de la burbuja
que te mantiene en la inercia
para que te liberes de las cadenas
que aprisionan en el foso oscuro
a tu gran corazón. ORIA.




AIRE NUEVO
Como aire fresco es el nuevo amor
que va desde la razón al corazón,
deja atrás al que eterno y etéreo
me llegó desde el corazón a la razón.
Dejo atrás paisajes primaverales,
pues por el norte ha salido el sol.

Es tu amor, grande luz,
destellos de incandescencia.
Puro es el amor verdadero;
carece de maldad.
¿Quién puede condenarme
si asiento el sol en mi alma?

Dejo atrás paisajes otoñales,
pues para mí ya amaneció
ya que esta vez,
por el norte ha salido el sol. ORIA.





EL HOMBRE DESNUDO
Siempre tengo deseos
de entrar en tu laberinto
para encontrarme
con tu autenticidad.
Toma mi mano;
estoy esperando que des
tus primeros pasos
por la senda de la vida.
Abandona los pasajes de la amargura
y tira todas las barreras
inundándote con la esencia
que te llevará al despertar
en un mundo de esperanza,
de armonía y equilibrio… de paz.
Abre tu corazón y entenderás
el lenguaje del amor.
Y con plena libertad
juntos podremos ir
más allá de las estrellas. ORIA.


NATURALEZA
Me elevo en vuelo
al oler la tierra
de hojas trituradas
de verde a secas,
oyendo el canto del ave
y del agua
con su tintineo cristalino.
Escribo la naturaleza,
la desnudo, la contemplo,
la vivo, la experimento,
en un éxtasis verdadero.
Las flores entre la hierba
se despliegan complacientes
en ondas de alegría y gratitud
hacia las alturas. ORIA.


JUNGLA OSCURA
Apareces con tu mirada
como un claro de luz
en el medio enmarañado
de la jungla oscura.

Y como un ciervo tímido
sales corriendo
cuando te miro fijamente
inquiriendo tus emociones. ORIA.


ALUCINACIONES
Simplifico el lenguaje
y lo llevo al plano metafísico:
escucho la voz entre las lavandas
de la realidad incontaminada,
voz de realidad intocada,
leyendo en el cielo,
escuchando del aire
sutiles mensajes que trae el viento. ORIA.


MENSAJES DEL ALMA
A veces me envías
un mensaje de amor
en madrugada
en forma de canción.
Tu alma le canta a mi alma
y mi corazón baila con ellas.
Camina lento entre las lavandas
y pregúntale al aire por mí;
tal vez llegue un eco mío
desde el cielo hasta ti. ORIA.


MACROCOSMOS
Jehová,
tu nombre suena como el viento,
viento cósmico,
fuerza protónica, creadora.
Tu nombre, Yahvé,
parece un suspiro que recorre
los canales intermoleculares de la galaxia,
constante, unificador,
purificador e incesante
que penetra hasta lo más íntimo de mi yo.
Tu espíritu se pasea
deleitándose por este universo,
trascendente obra
es tu Creación.
Bienaventurados los que te pueden ver
hasta más allá del sol y de las estrellas. ORIA.


LIBERTAD
Libertad…
Entrañable, viva, pululante, azarosa
Que no te escondes en la selva
Y cimbras en la gloria
De los azahares perfumados
En lo inhóspito e inesperado
En vicisitudes y loares
En el agua y en los mares…

Libertad…
En la creciente alegría,
En la imaginaria tristeza
Ausente en los pesares costumbristas
Del ser aquejumbrado.
Viva en el espíritu de los elementos
Que evaporan su esencia
Que impregnan la Vida
De las estancias terrenales.
Libertad que permaneces infinita
Debajo de la piedra del sol. ORIA.


DEVENIR
Sólo puedo escribir
los versos que salen
del alma.
La inspiración es inherente
a mis versos
como la humedad al musgo
de la tierra. ORIA.


______________________________________


PROYECTO POEMARIO 2013-2014.
Todos los derechos reservados.
Fotografía: Gentileza de Maneesh Kumar.
MONTAÑA AZUL.
Porque hay momentos
en que la luna calla
ante el azul de la montaña.
Porque es la vida
palpitante en sus laberintos
donde corre el silencio de la noche.
¡Oh, Vida! Que penumbra
me anochece congelada
en los campos estelares.
Se reanuda el ascenso
por las laderas empinadas
llevando el fuego eterno.
La esperanza flamea en lo Alto
dispersando la angustia,
dando bríos al devenir.
Es entonces,
una exhalación liberadora
del Amor Sublime... ORIA.





DANZA ENTRE DOS.
Estoy creando una atmósfera 
con fragancia de rosas, 
fragancia divina y eterna 
para recibir a mi amado... 
Para que, una vez más,
bailemos juntos...
Mientras yo siento
sus manos sobre mi cintura...
Y vuelve a susurrar
nuestra canción de Amor
en mis oídos...
Haciendo extasiante
cada momento vivido...
Nuestros cuerpos Uno...
Elevándonos en una sinfonía
de suspiros...
Tanta Pasión Multicolor...
Tanto Amor
que no puede ser contenido...
Que se irradia y se expande...
Para luego,
descansar en el nido... ORIA.




CONTEMPLACIÓN.
Nadie antes, 
me había hecho sentir 
y escuchar 
esta melodía divina...

Una sensación exquisita
recorre mi cuerpo
elevándome hacia el Cielo...
Es la pasión
soberanamente provocada
por la contemplación
de mi amado,
que va pasando
por el arcoiris de colores
hasta sublimarse
deliciosamente...
La energía manifiesta
deseo que se expanda
por todo el mundo finito
hasta Más Allá
de las estrellas... ORIA.




EN LA UNIDAD.
Tienes la gloria,
tienes el sello...
Eres mi Amor,
mi complemento...

Permaneces en mí siempre
desde el principio de los tiempos...
Tú y yo Uno
encontrándonos, por fin
en un maravilloso momento...
Eres Vida,
Eres Cielo...
Eres la eternidad distante
de mis últimos recuerdos...
Yo Soy tú y tú eres yo...
nos fundimos en un cuerpo,
en Unión Infinita
que trasciende lo aparente,
engañando los sentidos
para volar extasiados
por el firmamento... ORIA.


ESENCIA DE FLORES, MIEL DE ABEJAS.
Tu lenguaje poético 
es miel de abejas... 
Delicada y sensual, 
tu poesía me inspira...
Es cuando aflora
desde lo profundo
tu esencia,
manifestándose
de la forma más sublime,
y a la vez energética...
Me has acariciado suavemente
con los pétalos de las flores
que he traído para ti
desde nuestro jardín...
De arriba abajo,
de abajo arriba,
me cubres de caricias,
con las flores que iluminan
el Camino Ascendente
de un Viaje Divino...
Recorren mi cuerpo
mil estrellas de colores
contenidas en el corazón
de las rosas bellas,
palpitando la Alegría
de ser amadas,
como yo,
por ti... ORIA.




SOMOS INFINITO UNIVERSO.
Te miro con devoción 
embriagada de amor...
Embelesamiento…
Dos locos viajeros 
de los tiempos
enlazados en un cuerpo...
Contigo voy siendo
Infinito Universo…
Como esencia magnífica
todo lo podemos...
Nuestro amor nos da la Fuerza
para entrelazar
lo eterno y lo adverso...
Deseo caer bajo tu cuerpo,
sentir el peso de tu pecho,
sentir el calor de tus besos...
Volamos sobre el Mar,
luego somos ola,
somos agua,
somos viento,
somos la eternidad infinita...
Somos Universo...
Las estrellas y el sol brillan
dándonos calor,
abrigándonos,
envolviéndonos,
protegiéndonos,
albergando nuestro amor…
Y la luna es cómplice,
confidente de los dos...
Tus palabras son frescas
como el atardecer
que cobija en la montaña
nuestra desnudez...
La luna ya se ve en lo alto
haciéndonos un guiño
con sus rayos de plata
en un Nuevo Amanecer...
Mis deseos son tus deseos...
Tú y yo uno solo somos
deshaciéndonos en silencios...
Silencios... Silencios…
Y un largo beso...
Una danza sagrada
de mis caderas en tus caderas,
mi mirar en tus ojos
y un solo aire respirar...
Fusión perfecta
de dos seres empapados
el uno del otro...
El uno en el otro...
Seré ternura,
seré salvaje,
seré tu luz,
tu compañera...
En los laberintos
de la noche
seré luciérnaga
seré pantera...
En mitad de la noche
seré el grito,
seré el gemido,
seré suspiro...
Desnuda en cuerpo y alma
para ti...
para tu deseo
que es mi deseo...
El deseo de la luna
es vernos en destellos
de encuentro de corrientes
que generan nuestro fuego...
Estimulante fragor de tu ser
llevado con la pasión
de nuestros besos...
Me conmueve,
me estremece,
me provoca más deseo...
Tiemblo,
danzo,
me deleito con tu cuerpo...
Arremetes con tu fuerza,
más allá de lo medido...
Salvaje, ardiente,
como espino de los montes...
Me aprietas,
me sacudes,
me embriagas con tu fuego...
Mis besos te recorren
más allá de lo preciso...
Sólo deseo ser tu nido
de perfecto placer
para tu deleite...
Ser sólo tuya, toda tuya
para tu placer y el mío... ORIA.




MÁS ALLÁ DE MAYA...
Mi corazón comienza a latir
al compás de los toques de pasión
que me incita al desvelo
en múltiples expresiones...
Cada cosa en su lugar
y nada más importa ahora
que estamos unidos en la aurora
para amarnos más y más...
Tu deseo es mi deseo,
encendiéndose la llama
que declara el inicio
de la danza del fuego...
Suaves susurros en mi oído,
y la humedad de tu lengua
evocando el sonido
del lenguaje del silencio...
Compartimos nuestros sueños
como fieles compañeros
confiando uno al otro
los más delicados secretos
en medio de la tenue luz
que abandona lo superfluo
para internarnos en la pasión
de los ardientes deseos...
Con tus poemas
me emociono,
me envuelvo
con el perfume de tus versos...
¡Oh, amor!
¡Que incontrolable placer!
Mi columna se arquea
avasallada por tus besos...
Es el tiempo del Ahora,
en el adiós de estos momentos,
para continuar mis pasos,
pues, no pienso...
Inmensurable placer
que me lleva desde lejos
en un amor antiguo
más allá de mis recuerdos...
Tú y yo juntos
desde el Infinito de los tiempos
nos unimos en un Hoy
en un nítido espejo...
¡Oh, mi amante!
Tan cercano, tan perfecto,
me aprisionas en tus brazos
para amarme en silencio...
El poema de tu cuerpo
se deshace en alegría
cuando me amas ansioso
de deseo y más deseo...
Eres mi amante complaciente
cada vez que me subyugas
llevando amor sublime
combinado con el eros...
Desata tus anhelos
amando como quieras
que este cuerpo es fuente
de placeres supremos...
Reacciono...
Experimento...
me complazco con tu cuerpo...
De éxtasis me estremezco...
Me elevo al Cielo
en nubes de vapor de miel...
Vuelo por el Universo
en la inmensidad de lo Eterno...
Nuestro amor no morirá...
Mi mirada siempre estará
en tu mirar
Más Allá de Maya...
¡Oooooh!... Me suspendo,
me someto
a la elevación del alma
hacia los cielos
en el vacío concordante
con el inmenso Universo...
Tanto amor, tanta gloria
esparcida por el firmamento...
Embriagada en el trance
que nos acaricia por dentro
al pasearnos como niños
por la inmensidad del Eterno...
Libres,
vacuos de sentidos
nos adentramos en la noche
de la muerte, sorprendidos... ORIA.




UN BESO DE AMOR.
Tú eres tu poesía;
hablas mi lenguaje...
Tú me inspiras...
para escribir más poesía...
Tú ves la perfección en mí
con tu luz,
que también es
perfecta alma bella.
El manto de tu amor
me rodea
en un tiempo sin tiempo
donde nada tiene nombre...
Es un amor intenso
que sobrepasa la pasión
elevándome a los Cielos
embelesada, ajena al mundo...
¡Oh!... Tus versos
son hermosa canción
que compite con las aves
que en sus trinos van a Dios...
Unidos tú y yo,
sinfonía en las cuerdas
de una mágica Armonía
que impera en el pensamiento...
Me calientas con tu aliento,
me sublimas con tu amor...
Cuántas aves envidian
tu cantar del corazón...
Me potencia,
me llena de vigor,
y a la fragua más ardiente
llegará todo el candor...
En pie,
Erguida,
permanezco,
como Guerrera del Amor...
Tú estás muy dentro de mí,
me energizas con tu Ser
y me embriagas con el sentir
que traspasa la ilusión...
Te acaricio,
estás en mí...
Sé de tu pensar,
de lo que emana de ti…
Siente las caricias de mis manos;
es lo que mejor sé hacer,
acariciar tu cuerpo,
despacio, pausado...
Con el roce de mi piel
va incrementándose en ti,
poco a poco,
la intensidad del placer...
Luego te beso,
con suaves besos
que recorren avanzando
por el lienzo de tu piel...
Nos besamos largo y suave,
es el beso del amor
entre tú y yo,
para volver a Nacer… ORIA.




CARICIAS DEL ALMA.
Te toco
con el más sublime pensamiento,
con el más sutil de los momentos,
con la suave tibieza de mi aliento...
Palma con palma,
mis ojos en tus ojos,
nos miramos tiernamente
y nos tocamos con el alma...
Puedo ver en tu Interior,
como derramas tus deseos
de darme amor iluminado
mediante todos tus versos...
Me tocas, te toco,
con deleite supremo
al encontrarnos tú y yo
unidos por el Universo...
Me irradias, me inspiras
como nadie lo ha hecho...
Sugieres la belleza
de un amor sin tiempo...
Tú me cuidas, yo te cuido
con suma devoción...
Me traspasas tu ternura
más allá de lo perfecto...
Tu camino es el mío,
al menos en este momento;
Aquí, Ahora,
en el umbral del firmamento...
Para ti y para mí
me visto de arcoiris...
Soy todos los colores,
según tu alma precise...
Tus deseos a mí me encantan
con especial arrobamiento;
nos encontraremos luego
con un largo y tierno beso…
Tus versos son
de una gran belleza...
Hermoso, sutil, sublime,
y maravilloso poema…
Yo soy tuya y tú eres mío,
Acaricias mi alma
y con toda la fuerza de mi ser
escapa un gran suspiro… ORIA.




NUBES BORRASCOSAS
¡Oh, Dios!
¡Ayúdame a comprender
el por qué de la inacción!...
Él me responde que 
el amor no tiene tiempo,
que el amor es libre,
que debemos comprenderlo,
que no pretenda yo atarlo,
pues el amor es disociado
de las asperezas logradas
por el esfuerzo realizado...
Sin más retoques de la vida
y sin larguras de tristezas
está llenando nuestros días,
sin más ni más, de belleza...
Y sin el Verbo pronunciado
se anuncian nubes tormentosas
y torbellinos de la muerte
que azoran nichos colocados
en los durmientes de los puentes...
Aflora la Luz desde el Silencio
bañando de candiles estrellados
por el amor que brilla ahora
entre rosas y zarzamoras...
Eres la Luz, eres el amor
de innegable grandeza
que trae buen perfume
para llenar mi tierra bella...
De manantiales multicolores
provienen tus mil matices
derramando tus primuras
por tierra fértil y llanura... ORIA.




CONEXIÓN.
¡Ay, Amor!
Estoy llorando 
por la emoción extasiante 
que me invade los sentidos...
Me recorre el alma
llegando a lo sublime
de anhelos inconcretos,
de agua congelada...
Mas lo Eterno siempre está,
en expectante incertidumbre,
agradable sintonía
del Universo en lo oculto...
Te Amo desde el Ser
que misterioso e insondeable
llena los espacios de la tierra
con poder ilimitable...
La Pureza de este encuentro
nos lleva por caminos iluminados
con estrellas titilantes
y los versos de mi amante...
Yo soy tú...
Estoy en ti...
Así es como me siento...
Conectada, traspasándote mi ser...
Mi adorado tesoro,
deslumbrante Luz,
en tus brazos permanezco
con abandono placentero...
Mil centellas me recorren
subiendo por el cuerpo
que espera a mi amado
allanando lo adverso...
Mil poderes me invaden
para llenar los sentidos
saturando, transgrediendo,
más allá de lo medido..... ORIA.




ESPERANZA.
En la línea del ocaso
se internan los sinsabores
que dificultan el avance,
que limita el Encuentro...

Ya viene el Amanecer
triunfante
elevándonos por los aires
envueltos en melodías
extasiantes... ORIA.




BAILANDO A LA LUZ DE LAS VELAS...
Tus palabras son bellas...
Hablan de Esperanza,
de lo que Deviene...
Vienen desde el mundo
donde mis sueños alcanzan...
Pensamientos amables son
los que tengo en la mente ahora
que anticipan el cumplimiento
de todas tus necesidades...
Mi corazón reboza de amor
con cuantiosa promesa de plenitud
que invade mi alma alzándola en vuelo...
Por ardiente fuego divino de la pasión
es bañado cada instante
de este baile entre los dos
a la luz de las velas...
Nos movemos percibiendo
el roce de los cuerpos
incitando a la locura
en la expansión de nuestra mente...
Sí... Sí... Bailar tan lento
para que se acoja el juego inusitado
dejando atrás la tristeza y los tormentos
mirándonos a los ojos en un suave beso...
Ya estás entrando en mí,
muy dentro de mí...
Se potencia la energía que sube rauda
hasta quemarme... ¡Ay, la siento!
Dulce y salvaje a la vez
la energía que se va en vuelo también
subiendo en conexión con el Universo
yendo Más Allá de todo tiempo...
Mi amado...
Con la Gracia Divina
del ser Uno contigo
te siento, me llenas,
me inundas por dentro...
Me embriago de placer una vez más
y me pierdo en tu mirar...
Serena, segura de que conmigo
siempre estarás cuando la noche oscura,
cuando brille la Alegría,
juntos, amado, tú conmigo y yo contigo...
Nos desplazamos lento y suave por la habitación
hacia el perfume que proviene
de nuestro espacio de amor...
Tú me persuades,
yo me dejo llevar dulcemente
hacia los momentos sublimes de integración...
Nuestro lugar predilecto nos llama
en conexión sutil con nuestra alma
enviándonos el perfume de la flor más preciada...
Me despojo de la envoltura,
me desnudo ante ti
con la miel endulzando mis labios,
con la mirada invitando a mi amado...
Mi alma siempre contigo
no importando el mundo afuera...
La fuerza de Lo Infinito
nos está guiando en nuestra Vida...
Tú y yo omnipotentes,
recuperando lo perdido
en cada instante, en cada hora
en el Eterno Presente..... ORIA.





LLAMADOS DEL SILENCIO.
Es la idea que viene 
más allá del pensamiento
la que nos traslada lejos
en el anhelo de lo perfecto,

como una evocación divina
de los más deseados sueños...
Seguir los llamados del Silencio
para Amar, sin ir más lejos
anunciando lo que viene
desde lo Eterno...

Moverme en equilibrio...
Eso es tan impredecible aún
por los caminos
adelante bifurcados. ORIA.



 INTENSIDAD.
Alma bella...
Tan amado...
Todo eso soy para ti
y tú eres para mí...
Amor intenso
en la vanguardia del sentimiento
como barreras traspasadas
en mi ignorante noche
para el placer de verte, amado mío,
con tu semblante hermoso
que derramas por la tierra
para deleite de los dioses...
¡Oh, Dios!... Tanto amor
que nos integra en un TODO,
Unificándonos en Alma y cuerpo
con el vasto horizonte.
Tantas cosas bellas por compartir
contigo y con las estrellas...
Soy intensa para ti…
El sentimiento brota
canalizando el fuego
hacia la cúspide de la Vida,
llevando el máximo de honores
a las almas Unificadas,
para contemplar desde lo Alto
la belleza en el fiel reflejo
de la grandeza
en la Manifestación divina.
Deseo darte mi calor,
mi aroma,
todo mi Ser,
en una Unión perfecta
de dos almas que se encuentran
en un bello Amanecer...
"... Tú eres mi estrella brillante
y yo siempre seré tu sol."
Nos damos Luz el uno al otro...
Nos amamos sin prejuicios...
Nos entregamos en la autenticidad
de las palabras sagradas
que se adentran en la espesura
de un bosque encantado...
Siempre seré tu Luz
para guiarte en tu Camino
con la dulzura de mis besos
y mis abrazos infundidos...
Amado mío,
estoy aquí para ti...
Tú permites que sea posible ver
aquellas partes ocultas de la Realidad
que trascienden en la Gloria
de mensajes insertos en mi Alma... ORIA.




EL AMOR SÓLO ES.
El amor sólo Es...
Se manifiesta misteriosamente desde el Interior de nosotros...
Se derrama generosamente sin importar a dónde va a llegar...
Se ofrece a raudales, limpio, Puro, como Agua Cristalina.
¿Quién puede atrapar un "trozo" de Amor?
Nos limitamos en la penumbra
sin vislumbrar lo sagrado que nos espera
en los manantiales divinos de la Esperanza...
¿Quién podría esclavizar los momentos del Amor?
Antes, mejor transformarse en su esclavo que morir...
Más vale el Alto Vuelo desde la escarcha hacia lo Eterno,
porque somos Inmortales e Infinitos... ORIA. 




SONRÍO A LA VIDA.
Es necesario acoger 
a los que vienen a mí
y no llorar por los ausentes...
Pienso que Soy Luz...
No me disminuiré
cada vez que a alguien
le moleste mi luminosidad...
Estoy aprendiendo
que la grandeza está
en saber estar siempre erguida
para no caer en el desdén
de las enseñanzas divinas...
Porque Alto he llegado,
he deseado bajar
para experimentar
lo meramente humano...
Tú eres el paciente compañero
que Camina a mi lado
sin pretender mirarme
hacia abajo...
El trasladarse a las nuevas moradas
nos da la oportunidad de transcribir
los episodios distantes
que conllevan a amanecer
con una nueva perspectiva
que dará lugar a continuar
con la espiral de la Vida
que se eleva al Infinito... ORIA.






IMAGINA…
Imagina tus tristezas
liberadas en la noche. 
Turbias aguas retienen la esperanza
dejándote en el encuentro con las sombras...
Misceláneas compartidas en la izquierda
y el temor se evapora al mirarlo,
una noche, una carta, desencanto
de las nubes al chocar con la montaña...
Llaves hay para abrir los recovecos
que mantienen en penumbra los encuentros
esparciendo las migajas que nos tocan
al negarnos a abrir los aposentos...
Cuarto oscuro con paredes sin ventanas,
proyectadas sobre aquéllas las figuras
que desfilan en sinfín de holocausto
con gemidos del alma quebrantada...
Ora a lo Alto por perdón de la ignorancia
que te aqueja siendo un niño en los lamentos,
purifica el piso que reluce
Más Allá del crujir de las espadas... ORIA.






SINCRONÍA.
La correspondencia acontece a las almas
en una sincronía perfecta de los sentidos...
Prevalece el amor que yacía en la espera
del silencio necesario para avanzar como un río...
Cuanto amor he guardado sin sentido
excluyendo las metáforas del sonido...
Cuantas horas en espera de los tiempos
que irradiaban expectantes los gemidos
de la lucha con la fuerza del tormento
si no damos generosos nuestro sino...
Es la hora de infringir los patrones
que aíslan el alma en el cuerpo
y mostrar la semblanza de lo recto
con sin igual cordura de lo nuestro...
Nos recorren en la Luz los hilos de los puentes
que nos llevan a través del firmamento
para guiarnos en la noche de los tiempos
iluminando el corazón a través de nuestros versos.
Es la luna que reviste sus azores
con la imagen iluminada de su alma... ORIA.




MÁS ALLÁ DEL HORIZONTE.
Sembraría mis semillas de Amor en tu vida,
pondría luceros al frente del quebranto
para dilucidar la atmósfera advenediza
sin cuestionar las faltas allí habidas,
por el gran Amor que te Doy...
Me siento a tu lado... Te miro...
¿Cuándo fue que se perdió
la devoción por los rincones de la angustia
por no verte al lado mío?
Ahora me siento a tu lado,
calmada, en paz,
sin deseos de pararme a bailar;
Sólo quiero estar a tu lado,
así, en paz...
Te amo más allá del horizonte,
más allá de mis desdichas,
en donde florece la aurora
para calmar mi tormento...
Te amo por el ojo del torbellino
que acontece en el encuentro
de las fuerzas que se oponen
a la corriente de Armonía
que permanece circulando, Eterna...
Te amo con la fuerza de lo indómito,
absoluto manifiesto del Universo...
Te amo en la lejanía de las nubes
y también desde tu aliento...
Te amo inusitadamente
con el rubor de mi rostro,
sin dejar huellas, sin fronteras,
galopando más allá
de las estrellas...
Ondas suaves acarician mi alma,
llevándome a la cumbre
sin razones de olvido
del éxtasis supremo...
Me transporto a un paraje bello
sin que mis pies se posen en el suelo,
suave, luminosa, dócil,
volando por el cielo... ORIA.




LA OSCURIDAD DE LA NOCHE.
Debes enfrentar solo
la oscuridad de tu noche;
Debes enfrentarla
… sin mí.
Debes hallar el claro de luna
que te llevará a terrenos despejados
de la niebla que cubre
tu lejano corazón.
Salir al encuentro
de la Luz que cae sobre ti…
Ir a abrazar tu noche
con la Gracia Plena del Porvenir…
Y encontrarás el juicio
sobre las cosas bellas
que te rodean Dentro de ti…
Encontrarás la clave
del justo semillero
que se abrirá lustroso
ante tu ser…
Por tu perseverancia,
acudirán a ti las Esperanzas
de Plenitud en cada día
por tu Templanza…
En mi Interior está la mecha
que me une a ti con gran pasión,
otorgando ternura
y el encuentro con la desolación…
Amaré tu Luz y oscuridad
en los timbales del Universo…
Porque te Amo,
porque te Amo
Más Allá de todo tiempo..... ORIA.





MÁS ALLÁ DEL DESEO...
Más Allá del deseo,
donde confluye el Sentimiento...
Reunidas Mágicas pasiones
para propiciar los encuentros...
Ceñida a ti por esta noche,
acariciando nuestros sueños...
Magia... Magia...
Magia de Amor del Universo...
El encanto es, para este entonces,
envolvente de los cuerpos
que yacen juntos embriagados
por el licor de nuestros besos...
Acaricias mis cabellos...
Tu mirada en mi mirada...
Asoman pétalos del Alma,
para esparcirse en nuestro lecho...
Aromas multicolores de las rosas
traen mensajes desde la calma,
desde el Silencio Infinito,
sutil esencia de la Magia... ORIA.






AVANZADA.
El temor del dolor ya no lo siento;
lo sientes tú, mi Compañero de Viaje... 
Pues yo me dejo acompañar 
con la fragancia de las rosas...
Cada torbellino, cada sobresalto
ha sido sorteado con el sabor del vino...
Con el vino embriagante
del Extasiante Amor Divino...
La soledad no camina más
a mi lado...
La funesta sombra del dolor se ha ido
marcando prisas sin destino...
Soy Feliz con mi Alma
en la encrucijada de la vida...
Soy Eterna Ave Voladora,
Gloria Majestuosa de lo Etéreo...
No estamos solos en la Unidad...
Mas, solitario te sientes,
cansado de seguirme en mi rápido caminar
que, sin mirar atrás, avanza hacia Lo Infinito..... ORIA.






CAMINAR CONTIGO.
Yo doy la Vida
por disminuir tu sufrimiento...
En mí está el sol
que ilumina tu clamor...
En mí surge la luz del amanecer
para aclarar tu noche...
Voy a nacer de nuevo
para verte bailar de Alegría...
Inventaré mil pasos
de acompasada dicha...
Floreceré mil pétalos
para cuidar tu ser...
Te bañaré de dulce miel
y caricias mañaneras...
Descenderé del Cielo
para caminar contigo...
Me moveré sobre las aguas
para ayudarte a flotar...
Te sostendré en mi cuerpo
para mostrarte la Magia del Amor... ORIA.






AMOR Y TRASCENDENCIA.
Inusitada Mente,
Periscopio de la Vida...
Atraes con tu Vista
los pasares milagrosos...
Elevas tu Mirada
al Interior de los Cielos...
Marcas tus Instancias
en confortable Vuelo...
Te adhieres Luminosa
en los confines del Alma...
Palpitante, siempre Bella,
Esencia Trascendente...
Danzas, brincas, fluyes lento
en la Expansión del Momento...
Envuelves, traspasas,
impregnas de tu Luz...
Vibras, pulsas,
exhalas el Tiempo que Es...
Con tu Sutil Grandeza
enamoras mi Niñez..... ORIA.







"YO SOY la LUZ del Mundo"... He Venido al Mundo para SAL-VA-SZCIÓN..... El que tenga OJOS para VER, que VEA............





Todos los derechos reservados.
Copyright: Standard Copyright License


____________________________________________________________________________________________________________________